Menú

Vayeshev- Eslabones de la Cadena

Rab Isaac Benarroch

La Torá que se lee públicamente en la sinagoga cada semana debe ser leída con entonaciones musicales especiales, llamados cantilaciones. Estos cantos son escritos de acuerdo con las marcas especiales impresas en el texto masorético de la Torá para complementar las letras y puntos de vocales. Estas marcas son conocidas en español como acentos y en hebreo como ta`amei ha-mikra o simplemente ta`amim.

El propósito principal de las marcas de cantilacion es guiar el canto de los textos sagrados durante la lectura pública. Cada palabra del texto tiene una marca de cantilation en su acento primario y asociada con la marca hay una frase musical que dice cómo cantar esa palabra. Estas marcas también proporcionan información sobre la estructura sintáctica del texto, y nos ayudan a entender la separación en silabas de las palabras y las ideas expresadas en el verso.

Pero son mucho más que eso. Las marcas de cantilacion son el alma misma del texto. Ellas animan las letras, palabras y frases del texto y añaden nuevos niveles de significado que pronto vamos a explicar.

Rabí Jaim de Volozhin (1749 -1821) escribe en relación a este tema [1]:

El alma de una persona tiene tres niveles; Nefesh, Ruaj y Neshamá. Están conectados a tres aspectos de la existencia: las acciones, el habla y el pensamiento. Estos tres aspectos son el ser humano completo. Así también, cada palabra (de la Torá) tiene tres aspectos relacionados con la acción, el habla y el pensamiento, así como Nefesh, Ruaj y Neshamá. Son las letras, las vocales, y las marcas de cantilacion. Las letras tienen el aspecto de la acción, porque sólo pueden llegar a existir por medio de la acción, como escribir un rollo de la Torá (sin las vocales). Una palabra no puede salir de la boca sin las vocales. Así letras solas, sin vocales, se relacionan al aspecto del alma Nefesh, y con respecto a la existencia, las letras se relacionan al aspecto de la acción. Las vocales se relacionan con Rúaj, pues las vocales vienen con las letras por medio de las palabras de una persona. Una persona vive gracias al Ruach dentro de él y cuando el Ruaj se va, la persona muere … Así también, la esencia de la vida y movimiento de las letras son las vocales, ya que sin ellas, las letras no pueden salir de la boca … las marcas de cantilacion de las palabras se relacionan con el pensamiento y la intención del corazón, que son la Neshamá. Ellas mueven las vocales y las letras, dándoles sentido … Es por esta razón que se les llama ta'amim (que literalmente significa “razones” en hebreo), porque ellas son la razón y la explicación del texto, (llevando en su interior) la profundidad del significado detrás de cada palabra y frase …

Una de las más raras marcas de cantilation es el shalshelet. Aparece sólo cuatro veces en todo el Jumash: Génesis 19:16, 24:12, 39: 8; Levítico 8:23, y sólo tres veces en el resto de la Biblia (con exclusión de los Salmos, Proverbios y el Libro de Yob, que utilizan un sistema diferente de cantilacion): Isaías 13:8; Amos 1:2 y Ezra 5:15.

El shalshelet se ve como un rayo en zig-zag y se asemeja a una cadena. Según el rabino Joseph Ibn Caspi [2], la nota shalshelet transmite un estado de incertidumbre e indecisión.

     En Génesis 19:16, se usa en la palabra “VaYitmah'maH” (y él se quedó), cuando Lot persiste en Sodoma, ya que se caracteriza por la destrucción, para mostrar la incertidumbre de Lot.
     En Génesis 24:12, se usa en la palabra “VaYomar” (y dijo), cuando el siervo de Abraham está tratando de encontrar una mujer para casarse con el hijo de Abraham, Itzjak, para indicar la vacilación que el siervo mostraba.
     En Levítico 8:23, el Shalshelet se utiliza cuando Moshe estaba sacrificando un animal en la preparación para la unción de su hermano y sobrinos como sacerdotes, una posición que él codiciaba para sí mismo. Él, por lo tanto, estaba triste por no recibir este honor.
    En la parashá de esta semana cuando la esposa de Potifar le dice a Yosef (Génesis 39: 8) Acuéstate conmigo! la Torá registra su reacción: “Va'yema'ein - y él se negó rotundamente”. Según la tradición Masorética, la marca de cantillation en la parte superior de la palabra Va'yema'ein es un shalshelet. (Pronto veremos cuál es su connotación aquí).

Con la rara marca shalshelet estratégicamente colocada por encima de la inflexible negativa de Yosef a los avances amorosos de la esposa de Potifar, la Torá no simplemente nos enseña a cantar la palabra Va'yema'ein o cómo leer la frase correctamente. Más bien, la Torá aquí nos está dando una visión profunda de la increíble habilidad de Yosef  para permanecer fiel a su fe y sus valores judíos encarando una tremenda prueba. Cuando la hermosa esposa de Potifar intentó seducirlo, el joven Yosef fácilmente podría haber sucumbido a ella - y en el proceso, tirar todo lo judío que él representaba hasta ahora. Después de todo, él estaba solo en Egipto, lejos de la influencia de su padre Yaacob.

Entonces, ¿qué fue lo que le dio a Yosef el valor y la fuerza para aferrarse a sus creencias y no sucumbir a la tentación? Fue el shalshelet.

El shalshelet asemeja a una cadena con muchos eslabones. Cuando Yosef estaba a punto de sucumbir a la mujer de Potifar, significando su rechazo a los valores judíos con los que creció, se acordó de la “cadena” gloriosa de judaísmo que había comenzado muchos años atrás con su bisabuelo Abraham, continuada por su abuelo Isaac y transmitida fielmente a él ya sus hermanos por su padre Yaacob, y así él no se atrevió a romper la cadena. Yosef se dio cuenta que él era un eslabón más de esa cadena,  y todo el trabajo y el sacrificio que sus antepasados habían puesto en la creación de nuestro estilo de vida judío, se perdería si él hubiera permitido que la cadena fuera cortada, y su vínculo se hubiera perdido para siempre

con el pueblo judío.

Ojalá que todos nuestros queridos hermanos y hermanas de todo el mundo que están asimilándose a un ritmo alarmante recordaran la lección del shalshelet, pues todos y cada uno de ellos son un eslabón más en la cadena gloriosa del judaísmo. Quiera Dios que puedan darse cuenta que para permanecer judíos sus abuelos y bisabuelos hicieron enormes esfuerzos en los tiempos más difíciles, sin lo cual esa cadena se hubiera roto.

Que todos tengamos el mérito de interiorizar la lección poderosa sobre el coraje y la continuidad judía que aprendemos de esa rara marca de cantilacion en zig-zag llamada shalshelet.

_______________________________________________

[1] Nefesh HaChaim 2:16.

[2] Ver su comentario en Génesis 19:16.

Aplicación útil

Una innovadora aplicación para aprender, perfeccionarte en la lectura de la Torá, Haftará o Tefilá de todo tipo, incluyendo sus tonadas de Jazanut (en Sefaradí y Ashkenazí)

Contáctenos

2018 ViveTuJudaísmo